Nokia y Microsoft, el idilio se consuma

Bastaron poco más de 7,400 millones de dólares para que la empresa creadora del sistema operativo más famoso del mundo adquiriera de forma oficial al internacional fabricante de teléfonos móviles. El próximo 25 de abril el idilio entre las empresas que pasó por días, semanas y meses de trámites por fin se verá consumado. Se trata de Nokia y Microsoft.

La tardanza, tal y como sucede muy a menudo en semejantes compras, se ha debido a problemas legales con las autoridades reguladoras primordialmente en los diferentes países en los que los magnates de la PC tienen operaciones.

Nokia dice adiós

Con lo anterior Microsoft cierra una de las compras más importantes de los últimos años, a un precio exorbitante claro está, pero que esperan que por fin los posicione en un lugar privilegiado en cuanto a móviles inteligentes y tabletas, asignatura pendiente desde hace tiempo.

Por otra parte la firma finlandesa mantendrá a flote su oficina central de tecnología con sede en China, ya que los creadores del Windows mantendrán la plantilla activa en aquel lugar, siendo en total 21 empleados que mantendrán sus puestos y sus respectivas instalaciones.

Cambios en puerta

Aparte de crear una de las empresas más poderosas en cuanto a tecnología se refiere, se esperan cambios en producción y generación de dispositivos cada vez más versátiles.

Para nadie es secreto que el Windows Phone no termina de convencer, así mismo la mencionada Surface no despega del todo, la empresa de Bill Gates espera que esta fusión sea un borrón y cuenta nueva y de una vez sepultar los errores del pasado.

Comentar

Comentarios